PARASHA HA AZINU

 

אברהם בן אלהו הרב

 

Rav. ´Eliyahu Ben ´Abraham

 

Fredy Norman Calderon.

 

Debarim 32. 1- 52

 

Haftara:  Beth Shmuel 22. 1-51

 

 

 

HAAZINU.   (Raíz Azan/ Escuchen, perciban, oigan, prestad oido ),

 

 

 

Nuestra sección de Torah empieza diciendo: Ha´Azinu HaShamayim, VeTishema Ha´Aretz… Escuchen cielos y oiga la tierra los dichos de mi boca, descenderá como lluvia mi enseñanza, fluirá como el rocio mi palabra, como llovizna el césped y aguacero sobre la tierra.

 

 

 

Esta misma expresión la utilizó Rav. Shaul cuando dijo:  Se que aún no pueden comer comida solida, sino aun tienen necesidad de leche,  ¿Por qué relaciona las palabras de Rav. Shaul con lo escrito en nuestra sagrada Torah?, Porque lo que Moshé Rabenu enseña aquí, es que cuando dice:  Escuchen cielos,  esto se refiere a los temerosos del Eterno, a los jajamim que se sientan en las sinagogas a estudiar Torah y que su deleite lo tienen en el estudio de nuestra Torah, son los que viven con la cabeza en el cielo y los pies en la tierra,  son los que no ven la materialidad sino que solo su mirada está puesta en lo más alto de los shemayim/cielos en cada uno de los cielos, es decir:  Rakia/cielo, que es el cielo en donde está suspendida la tierra, el sol, las estrellas, el firmamento que vemos es Rakia/cielo,  ellos saben que las bendiciones se canalizan por Rakia/cielo, es decir, el sol alumbra y la vegetación necesita del sol, además del agua, también la misma naturaleza está en cierta forma regida por el olam/universo,  y aún el mismo hombre, porque hay eventos que de alguna manera afectan el desarrollo humano, ejemplo:  En Luna nueva las fracturas se resienten,  la energía es muy fuerte, si mal no recuerdo, también las embarazadas  tienen cierto conocimiento que deben de cuidarse, etc.

 

 

 

Escuchen cielos, escuchen los Jajamim/cielos,  los que enseñan Torah, y que deben escuchar las palabras de los sabios.  También tenemos aquí a Shejeakim/cielo, que es el cielo en donde se prepara el alimento para los Tzadikim,  ellos los que su mirada está puesta en los cielos,  deben de comprender a la perfección que todo viene de allí, el Lejem/pan, las provisiones etc. Y que de alguna manera deben de trasmitir esta enseñanza a los Talmidim/discípulos, que descienda como la lluvia, la enseñanza de Torah/biblia,  que alimenta la tierra, es decir nuestra vasija, para que produzca frutos, sin embargo también se refiere a que  la Torah (instrucción) debe impartirse a todos, como rocío, es decir que se enseñe la Torah oral, la aplicación de la Torah escrita, para que todos al momento de escuchar y poner en práctica, entonces tendrán la bendición de las provisiones, por cuanto están activando con su conducta estas bendiciones que vienen de los Shemayim/cielos,  por lo escuchen cielos, escuchen  Jajamim/sabios, enseñen Torah, para que tengan siempre  los que les escuchen y practiquen los mitzvot/mandamientos la abundancia de las provisiones que se fabrican en Shejakim/cielos,

 

 

 

Escuchen cielos,  Zebul, es donde se encuentra la Yerushalaim Celestial,  escuchen Jajamim/sabios enseñen que todos se  esmeren por estudiar Torah/biblia, que practiquen Torah/biblia, porque no pertenecen a este olam/mundo sino a la Yerushalaim celestial,  comprendan que nos somos de este mundo, por lo tanto no amemos las cosas del mundo sino las cosas que vienen de los Cielos. Porque nuestra morada no es este mundo sino la Yerushalaim de arriba,.

 

 

 

Escuchen cielos, Maon, en donde están las cortes celestiales de Malajim/ángeles que entonan canticos de Hallel/alabanza a YHWH, comprendan Jajamim/sabios que  la conexión espiritual de sus almas, de la misma manera que los Malajim/ángeles entonan canticos, también ustedes deben de subir a los Shemayim/cielos, unirse con los Malajim/ángeles en los canticos de Haleluyah,  Halel a YHWH. (Alabanzas a HaShem)

 

 

 

Escuchen cielos, Arabot/cielo, que es donde regresan los Ruajim/espíritus que el Eterno ha colocado para el bien de la Neshama/alma, por supuesto en el buen sentido de una alma bien formada,  Enseñen jajamim/sabios, para que todos comprendan que un día partiremos de este olam/mundo hacia las esferas celestiales, porque nuestro Ruaj/espíritu quien fue dado por el Eterno volverá a Arabot/cielo.

 

 

 

Escuchen cielos,  Yeriot /Vilon,  Se traduce como cortinas, tienda para morar, es donde se encuentra el arca del pacto del Shemayim/cielos, desde aquí se ilumina al mundo,  a este lugar solo pueden ingresar los metratrones, (Seres que tiene el nombre del Eterno en sus frentes), Ejemplo: El Kohen Gadol quién podía entrar al Kodesh haKadoshim, (Lugar santísimo (Shemot 28.38).

 

 

 

Escuchen cielos;  Makon,  es el cimiento, la base, se encuentra debajo de Kise HaKavod, (Trono de esplendor)  de aquí es donde se emiten los juicios sobre  todo los olamot/mundos, que regularmente es para bendecir,  aquí se encuentra Har Tzion, (Monte de Tzión) en donde están las Neshamot/almas de los Tzadikim/justos, que caminaron en el camino recto de YHWH,.

 

 

 

Escuchen Jajamim/sabios que tiene el conocimiento, Makon/cielo es para ustedes y para todos aquellos que quieren estar tan cerca del Eterno.

 

 

 

Ustedes que tienen que transmitir la enseñanza, la Torah Escrita, la Torah oral, además deben de darla como llovizna sobre el césped,  es decir, que un tacto, porque entre los talmidim/discípulos, no todos están en condiciones de recibir la Torah en sus niveles más profundos,  nuestro estudio de Torah debe de darse de acuerdo a la capacidad de comprensión de cada Javer/amigo,  esto es como rocío en Cesped, porque si cae Aguacero sobre el césped, seguramente se dañara, lejos de poder hacer un bien estamos destruyendo el césped,  así También la enseñanza debe de darse como aguacero, es decir sobre la hierba, la que está fortalecida para recibir las enseñanzas más profundas,  es decir que en cada enseñanza debemos de regar el agua (Estudio de Torah) de acuerdo a las necesidades, porque si a unas flores le colocamos mucha agua seguramente se pudrirá su raíz y no dará más su belleza, ni la reflejara, de la misma manera, también a la hierba no se le puede colocar poco agua, porque seguramente también se dañará, porque necesita más agua. Es decir más estudio de Torah.

 

 

 

OIGA LA TIERRA LOS DICHOS DE MI BOCA,    Quienes son la tierra?, son los que escuchan las palabras de los Jajamim/sabios,  escuchen la tierra, si vamos un poco más elevado en el conocimiento y recordamos lo que hemos enseñado,  nuestro cuerpo se asemeja a la tierra, porque está hecho de tierra,  por lo tanto, escuchen hombres y mujeres, los dichos de mi boca, cuales son los dichos de la boca,  ¡Nuestra sagrada Torah!,  por lo tanto, es debe de los jajamim/sabios enseñar como a los talmidim/discípulos escuchar,  entonces se une el cielo y la tierra, en armonía.

 

Quien es un jajam/sabio que está en disposición de enseñar?, Es aquel que se ha preparado, y no solo que se haya preparado porque definitivamente se necesita el Ruaj/espíritu del Eterno, porque si el hombre piensa que con su intelecto solamente comprenderá la Torah, se está equivocando, y por esto mismo se puede desviar, en el buen transito de la enseñanza de Torah, por lo tanto no solo se necesita estudiar sino de la ayuda del cielo para mejor comprensión.  Por esto en Torah no podemos colocar nuestra Neshama/alma en personas que no se preparan, sino en personas que realmente tienen la verdadera visión de nuestra Torah, más aún los que somos seguidores de Mashiaj7mESÍAS debemos de estudiar Mishne Mashiaj (Enseñanzas del Mesías) porque allí es donde está la Emet/verdad de nuestra Torah/biblia aplicada.

 

 

 

Por esta razón debemos de aprender las enseñanzas de Mashiaj/Mesías, porque  en lugar de darle agua pura podemos dar agua contaminada y esto provocará seguramente que se enfermen,  Dice el rabino Amram,  Debemos de tener cuidado de no otorgar agua que provoque que el amigo se ahogue en tantas leyes estrictas.

 

 

 

Por ello cada Rabino debe de evaluar a sus talmidim/discípulos, para que todos realmente coman, beban de la sabiduría de Torah/biblia, cada quién en su nivel, de comprensión. Por esto mismo, cuando se enseña Torah debemos colocar  un Bufe, es decir: Que todos tomen lo que puedan comer, y de esta manera se alimenta a todos.

 

 

 

Por lo tanto un maestro de Torah no solo debe prepararse en el saber de Torah, sino en la forma de la enseñanza que impartirá, la preparación es  pero muy importante, al igual que el agua que se va a verter sobre los oyentes.

 

 

 

Cuenta una historia que había un rabino que no se preparaba, y que dominaba sola una enseñanza, y era la parasha de Koraj, iba de Sinagoga en sinagoga solo hablando de Koraj,  y era experto en la parasha de Koraj, que sus oyentes se quedaban fascinados con su enseñanza, en una oportunidad llegó a una Sinagoga a enseñar, seguramente volvería a enseñar Koraj, pero los talmidim/discípulos le dijeron que les enseñara sobre otro tema,  se puso muy nervioso y no sabía que decir, por lo que opto por simular que se le había caído una moneda, se agachó a buscarla, todos al ver que no se levantaba, fueron a ver qué pasaba, y les dijo que se había caído una moneda, todos empezaron a buscar la moneda, ¡por supuesto que no la encontrarían!,  después de un rato, dijo; No se preocupen, de plano que la tierra se tragó la moneda, al igual que sucedió con Koraj, y empezó su enseñanza siempre de Koraj.

 

 

 

Por lo que dicen los sabios, que un rabino debe de prepararse para de esta manera enseñar:  Lluvia/Torah escrita; Rocio/Torah oral, Llovizna/ colocar agua suavemente para que el césped no se dañe, y aguacero/ Colocar suficiente agua para que la Hierba Crezca.

 

 

 

Escuchen cielos, Jajamim/sabios, enseñen mi Torah,  oigan tierra, Talmidim/discípulos, escuchen las enseñanzas de los Jajamim/sabios, porque de los Shemayim/cielos vendrá tu bendición,  y los frutos los cosecharas en la Tierra.

 

 

 

 

 

SHALOM ALEJEM.