PARASHA VAYAKEL/PEKUDEI

µh;r;b]a' ÷be WjY;liae .br'h

Rav. ´Eliyahu Ben ´Abraham

Shemot:   35.1 – 38.20

Haftara: alef. Malakim 7. 40-50.

 

VA YAKHEL. ( Y Congregó, reunió)

PEKUDEI  (Cuentas)

 

Una de las enseñanzas de nuestros sabios es que todo aquellos que sirvió para la maldad ahora debemos  llevar esta fuerza hacia el bien, es decir: Si tu casa sirvió para hacer el mal, para enseñanzas de paganismo, en donde te sentabas a enseñar la adoración a ídolos o nombres paganos,  ahora debes de rectificar llevando la enseñanza de Torah, para que el bien se manifieste en tu casa,   esta es uno  de los frutos de la Teshuba que de aquello por lo cuál trasgredimos debemos de rectificar,  nuestra sagrada y bendita Torah nos enseña que cuando se hace un daño debemos de restituir el daño, cuanto más si el daño que hicimos causó la muerte de aquellos que nos escucharon.

 

Reuben el hijo de Yacob,  convenció a Levy para matar a los de Shejem por causa del daño que le hicieron a Dina la hermana,   de la misma manera la boca de Reuben que sirvió para convencer hacia algo negativo, ahora le sirvió a Reuben para enseñarles Torah a los niños de Am Yisrael, al igual que Levy era un apasionado a la sangre, ahora debía de usar esta pasión para realizar la avoda de los korbanot en el templo, todo lo  negativo de nuestro caminar en este Olam en la teshuba debemos de rectificar, no solo no volviéndolo hacer sino rectificando aquello que dañamos, otro ejemplo es: Si un Yisraelita en su oportunidad convenció a  otro a que fuera en  pos de dioses paganos  ahora debe de enseñarle Torah porque de esta manera rectifica, no solo en la Teshuba sino que la fuerza de la maldad que un día estuvo en él, se invierta hacia el bien, y de esta manera rectificar lo pasado.

 

Otro ejemplo: Es Si anteriormente invitábamos a los amigos a beber, a comer utilizando el tiempo en cosas vanas, ahora debemos invitarlos a  ir a la kehila a aprender Torah,  pues si hemos gastado el dinero en ir tras impurezas debemos de usarlo para el bien del alma de aquellos que dicen ser nuestros amigos, si gastamos dinero en cosas vanas cuanto mas debemos de invertir en la espiritualidad que ayuda a nuestra alma a su elevación.

 

Esto lo vemos en nuestro pueblo, en donde cantantes que antes  su tiempo se lo dieron a cantos  en función de la complacencia de este mundo, ahora cantan los Tehilim,  se han vuelto en buenos cantores en las sinagogas.

El Eterno siempre nos dará la oportunidad de enmendar nuestros errores, siempre y cuando  este en nuestra buena voluntad el quererlo hacer, antes que vengan los días malos y podamos decir no tuve en ellos contentamiento, porque quién va a  estar contento en el día malo?,  por lo tanto el Eterno siempre da la oportunidad de rectificar nuestro camino para volvernos a El.

 

Betzalel que fue llamado a construir junto con Oliab el Beit HaMikdash, fue nieto de Jur, Jur fue uno de los que se opuso a la construcción del becerro de oro junto con Kaleb, por lo que  por tal oposición lo mataron los hijos de Yisrael que se habían revelado, por lo que al momento de nombrar a Betzalel  para la construcción del Beit haMikadsh se estaba  rectificando en los hijos de Yisrael la afrenta cometida contra el abuelo de este.

 

Por lo tanto la manera de rectificar es invertir lo hecho,  lo malo en lo bueno, y de esta manera logramos la rectificación que podamos necesitar.

 

Todo esto lo debemos de comprender bien, porque  todo lo que buscamos en la  espiritualidad es la búsqueda de la excelencia y no la búsqueda de la mediocridad especialmente si de la Avoda espiritual para el bien de nuestra alma se trata.

Lo que debemos de comprender es: Que nuestra Torah siempre nos enseñará el camino a seguir para unirnos con el Creador,  si alguien antes  fue celoso ahora que lo sea en las cosas del Eterno,  la Teshuba lo lleva a tomar la fuerza negativa que se mostraba en ella antes, ahora lo utiliza para lo positivo.

 

Por esto nuestra Torah siempre nos da detalles para comprender ejemplo: La relación de un hijo con su padre, el de un discípulo con su maestro, el de una oveja con su pastor,  etc. Esta relación se debe de optimizar en el bien y no en el mal, ¿Qué quiero decir?, Que todo acto de nuestra vida debe de estar enfocado en la excelencia del bien de  nuestra alma en la realización de los diferentes Mitzvot.

El Rabino Abba  dijo: Está escrito: Dichoso es aquel cuya ayuda es el Elohim de Yacob, cuya esperanza esta puesta en el Adon su Elohim (Tehilim 146.5),  Porque el Elohim de Yacob y no  el Elohim de Abraham o de Itzjak?, la razón según los Jajamim es que Yacob puso su confianza, no en sus padres  cuando huyo a casa de Labán, sino que puso su confianza en HaKadosh Baruj Hu,  por esto mismo todos sus ruegos fueron a HaKadosh Baruj Hu, pues los Tzadikim siempre estarán contentos de ser quebrantados y sometidos a  tribulación, una tras de otra, por consideración al sometimiento al Elohim de Yacob.

Como esta escrito:  Por tu causa somos ultrajados  (Tehilim 44.23),  Yacob vió la tribulación de su descendencia en Mitzrayim, sin embargo bajo porque su confianza estaba en HaKadosh Baruj HU. Al igual que los hijos de Yisrael siempre confiaron en el Eterno en Mitzrayim, como lo dijo Moshé Rabenu,  ¿Cuándo me pregunten por tu nombre que dire?, esto es porque los hijos de Yisrael conocián a HaKadosh Baruj HU y no lo olvidaron, sino que sufrieron sus propios dolores en consideración al Eterno.

Por esta conducta ellos merecieron los milagros, su redención, las señales, por lo tanto son merecedores del Olam Haba.

 

Por esto mismo aunque estemos en situaciones apremiantes, difíciles,  jamás, debemos de desconfiar en el Eterno, porque El no nos dejará ni nos desamparará, y todo lo que podamos pasar lo debemos hacer en consideración A El.  ¿Qué significa en consideración a El?,  en consideración de Exaltar siempre su Nombre sobre todas las cosas, sabiendo que El es el dador de Todo,  porque a pesar que el sufrimiento en este Olam sea incomprensible debemos de comprender que todo lo que viene de El es bueno,  aunque nos produzca tristeza y dolor,  y lo último que el hijo de Yisrael debe de hacer, es desconfiar de su Creador.

 

Rabino Abba dijo: Cuando una persona quiere servir a su Creador, su deseo debe generarse primeramente en el corazón, que es la base del sometimiento de todos los órganos al servicio de su Creador y de este modo atraerá para si el resplandor de la Shejina para él.

 

Tres Malajim acompañan al hombre en esta vida,  uno es el que lleva el registro de todas las acciones sean buenas o malas, uno hace el cómputo y el reconocimiento de sus días,  y el tercero,  es el que acompañó al hombre en sus días, desde el tiempo que estuvo en el vientre de su madre. Y se hace la proclamación si fue un hombre Tzadik que sus buenas acciones superaron a las malas,  se le dice: Rinde honor a la imagen del Rey, y entra en su lecho y haya descanso por su rectitud,  ¿Qué es la rectitud?, Es buscar siempre la obediencia en los mandamientos de buen animo y buen corazón, pero si sus acciones malas fueron mayores que las buenas entonces,  se proclama de él: Desdichado este hombre mejor le habría valido no haber nacido nunca, comiste y bebiste y nunca diste nada a los pobres, todos los días fueron de fiesta y jubilo, mientras los hambrientos permanecían a la espera de tu mesa esperando un pedazo de pan.   (De esto Yahshuah dio una anécdota,s e murió el rico y el pobre).

 

Luego después de tres días, el hombre recibe su castigo en su rostro, en sus  manos en sus pies, y durante treinta días el alma y el nefesh es castigado. Hasta el tiempo designado por HaKadosh Baruj HU y llevado posteriormente al lugar que le pueda corresponder.

 

Tomad una Terumah para el Adon,  realmente el que dá al pobre  será bendecido por el Eterno, porque comparte el pan con el pobre  (Mishlev 22.9) El que da al pobre no pasará necesidad, pero el que cierra su mano al pobre tendrá muchas maldiciones (Mishlev  28.27).

 

Por ello la Terumah que se dá , nuestra Torah enseña traed la Terumah para el Adon, pero al final es para el que tiene necesidad,  si bien es cierto se refiere a la terumah que debía de  traerse al Templo,  a la construcción del mismo, el principio del dar siempre estará latente en la enseñanza de nuestra Torah y por consiguiente debe de estar en nuestro corazón, pues cuando el Eterno creó el Olam lo hizo con el propósito de  que Yisrael recibiera la Torah en su momento pues por medio de la Torah el mundo fue establecido y todas las leyes están contempladas en ellas para que cada uno de los hijos de Yisrael reciba su Bendición, como está escrito: Yo he establecido las leyes de los cielos y la tierra … Yermiyahu 33.25.

 

Por ello el hombre que pone su confianza en el Eterno y su camino lo transita con nuestra sagrada Torah, teniendo temor del Eterno,  él no pasará por la prueba del mundo, la prueba del malaj de la muerte porque el Eterno lo librará, y la prueba del Guehena.

 

No pasará por la prueba que vendrá sobre el mundo entero en su momento, porque el Eterno lo librará, como está escrito: Ninguna plaga de las que envié a los Mitzritas te enviaré a Ti, la prueba del Malaj de la muerte, Porque vendrá el tiempo del levantamiento de entre los muertos y se levantará entre los Tzadikim y por ultimo la prueba del Gehena, es la prueba del sufrimiento, en donde el gusano no muere y la llama nunca se apaga.

 

Feliz es el hombre en el cuál sus pensamientos están siempre en contemplar la voluntad de su Creador, y sus pensamientos están siempre en tener un corazón puro y voluntarioso para traer la Terumah a HaKadosh Baruj HU.

 

 

 

SHALOM ALEJEM.